gnosis
 
  >> INICIO
  >> GNOSIS
  >> PARA LOS NUEVOS
  >> ENSEÑANZAS SELECTAS
  >> PRACTICAS
  >> ORACIONES & PLEGARIAS
  >> MANTRAMS
  >> ESPECIALES
  >> SEXOLOGIA GNOSTICA
  >> FRASES & CITAS
  >> REFLEXIONES
  >> CONFERENCIAS
  >> LIBROS
  >> V.M. SAMAEL AUN WEOR
  >> REVISTAS GNOSTICAS
  >> CURSOS POR EMAIL
  >> LISTA DE CORREOS
  >> LINKS
  >> CONTACTENOS

cursos_gnosis_hoy
gnosis_en_facebook
gnosis_en_twitter
gnosis_english_now

 


 
LA MENTE UNIVERSAL


 

 


La convivencia social se fundamenta necesariamente en los funcionalismo de la Mente. Es necesario explorar profundamente los diversos niveles de la mente.

La esfera del pensamiento donde el hombre vive no está jamás encerrada dentro de la limitada circunferencia del cráneo, como generalmente suponen los ignorantes, y hasta los ignorantes ilustrados del mundo. Si existiera un hombre así, como creen esas gentes sería éste, desde luego, el hombre más desgraciado del mundo. Un hombre con el pensamiento encerrado entre el cráneo no podría ver ni percibir nada, sería un completo idiota viviendo entre las tinieblas más profundas. Esta desgraciada criatura no podría ver el Sol, ni la Luna, ni las estrellas, ni la tierra en que vivimos, ni las personas, ni las cosas, ni la luz. Nada de lo que tiene existencia existiría en la mente de un hombre así; esto se explica por el hecho de que nada puede percibir el hombre que no exista de antemano en su propia mentalidad.

Don Manuel Kant dijo en su "Crítica de la Razón Pura ": "Lo exterior es lo interior". Todo el Universo existe en la Mente Cósmica. La esfera mental de cada persona se extiende por todo el cosmos y llega hasta las estrellas mas lejanas. Esta es la causa por la cual vemos, oímos y sentimos todo lo creado. Este es el motivo por el cual podemos ver las estrellas más lejanas. Nuestro pensamiento no está encerrado en el cráneo. Nuestro pensamiento se extiende por todo el cosmos. Nuestro pensamiento penetra en todas partes: mundos, soles, personas y cosas, todo está dentro del pensamiento de cada hombre.

La Mente es Energía Universal. La Mente vibra y centellea en todo lo creado. El cerebro no es la mente. El cerebro es únicamente un centro receptor, una oficina radio telegráfica que recibe los mensajes de la Mente. El cerebro no piensa. Quien piensa es la mente y ésta no es el cerebro.

Las religiones dicen que el alma humana tiene un cuerpo de carne y hueso. Los Teósofos sostienen que el alma tiene además del cuerpo de carne y hueso, un cuerpo mental. Todas las escuelas de Oriente y Occidente que se dedican al estudio del ocultismo, le enseñan a manejar a sus estudiantes el cuerpo mental. El alma envuelta en el cuerpo mental puede transportarse a voluntad a otros planetas y ver lo que sucede allí.

Todo el universo está dentro de la mente humana. Todas las mentes están dentro de todas las mentes. Vivimos mutuamente en la esfera del pensamiento ajeno. Los problemas económicos y sociales de cada persona viven en cada persona; nadie resulta ajeno a nadie. Todos estamos dentro de la mente de todos. El mendigo vive dentro de la mente del rico, y éste último dentro de la mente del mendigo. Todos estamos sumergidos en el océano de la Mente Universal.

 

 


| VOLVER AL MENU ENSEÑANZAS |